¿Qué puede comer mi cachorro?

En sus primeros días de vida, es importante mantener la salud nutricional de tu mascota para que puedan tener una vida plena. Jesus M. Pisco, nutricionista animal, nos comparte algunos alimentos que puedes darle a tu cachorro, pero que debes tener mucho cuidado.

En perros de razas pequeñas, suele considerárseles cachorros hasta los 9 o 12 meses de edad. Mientras que a los perros de razas grandes, hasta los 18 o 24 meses. A mayor edad, suelen estar mejor adaptados a consumir una mayor variedad de alimentos.


En cuanto a alimentación con croquetas, asegúrate que las galletas que le compras a tu mascota indiquen claramente “PARA CACHORROS”. Esta presentación suele ser de un precio más elevado comparado con la de adultos, aunque sea la misma marca. ¿Por qué? Porque al estar en crecimiento, los cachorros necesitan más proteína, grasa, vitaminas y minerales que le permiten crecer y desarrollarse. Si le das alimento para otra etapa, que no sea cachorro, puedes hacer que tu mascota no se desarrolle como debe. Esto, a la larga, puede traerle problemas de salud.


Si optas por darle alimentación casera a tu cachorro, debo resaltar como siempre, que sea guiado por un nutricionista de mascotas. ¿Por qué? Porque a diferencia de las croquetas, cuando le das alimento casero, no sabes a ciencia cierta cuánta proteína, grasa, vitaminas, etc., le estás dando a tu mascota. Salvo que te guíe un especialista, puedes saber si estás nutriendo correctamente a tu engreído.


Entre algunos de los ingredientes que puedes brindarle a tu mascota son:

- Carne (res, pollo, cordero, etc.).

- Verduras (zanahoria, betarraga, apio, etc.).

- Frutas (pera, manzana, etc.).


Pero, ¿Cuáles escoger? ¿Cuánto darle de cada ingrediente?

Eso depende de la condición y edad de tu mascota. Si está con estreñimiento, gases, si está un poco subido o bajo de peso, si compite o no por el alimento con sus hermanos. Todo esto (y más factores) influyen en cómo alimentar a un cachorro.


Como has podido revisar, son muchos los factores que influyen en la alimentación de un cachorro. Por eso, ten cuidado con las recetas